AUMENTANDO LA VELOCIDAD DE CRUCERO...


¡ Ni en sueños...!

Ayer, al llegar a casa y descargar del Garmin del nuevamente multitudinario entreno de LOS MIÉRCOLES SON DOMINGO, aluciné al ver mis tiempos, qué queréis que os diga...

Y es que, ante la posible perspectiva de encontrarnos cerrada “nuestra” Pl. Europa, volvimos de nuevo a Can Batlló, donde hicimos el típico entreno para ganar velocidad ("El fartlek y la madre que lo parió"); propuse introducir un cambio de sentido en el circuito, cosa que -aparte de variar la rutina- hizo mucho más visibles los pilones metálicos (...también llamados revientapelotascomotedespistes”). 
Pues bien, se sé si fue por este cambio de sentido, pero el caso es que las 11 series de 1 minuto c/u, con un minuto al trote entre una y otra, me salieron unos ritmos medios de:

·           4:09 en el primer kilómetro
·           4:04 el segundo kilómetro
·           ... y de 3:47 los últimos 740 metros.

(yo hice 11 series en lugar de 12, porque me salté la 7ª)
Rosa Catalán

¡En serio... yo es que alucino conmigo mismo!.

Porque es que, además, todo esto no es fruto de un duro, intenso y constante entrenamiento, no; porque lo que es salir a correr, a entrenar, solo lo hago un día a la semana (los miércoles con mi gente de LMSD) aunque, eso sí, compito casi cada domingo. Mi cuerpo no da para mucho más (… y entrenar me abuuuuurre soberanamente).

Pero todo esto es siempre hablando de "a mi nivel"; y es que a mis casi 60 tacos, nunca antes había tenido la “velocidad de crucero”, y la resistencia en mantenerla, que tengo ahora; y reitero lo de “a mi nivel” porque, por ejemplo (todo y  lo orgulloso que estoy de mi progresión) Carles Montllor Vegas, el ganador el pasado martes de la dura Cursa de l'Amistat y que ayer nos acompañaba en el entreno, me pasaba como una locomotora del AVE, una y otra vez, a casi cada dos vueltas; pero es que Carles -y otros muchos de los compañeros de LMSD- juegan en otra liga...

Ante este panorama, el domingo en la Cursa de 5 km. del El Prat, buscaré los
22:57
para mejorar mi MMP (de la Cursa de Mercabarna23:07) en unos mágicos 10 segundos menos (o sea, correr a una media de 2 seg. menos por kilómetro que entonces) y colocar así la nueva MMP en un nunca antes imaginado, ni soñado, sub-23. Pero con la tranquilidad más absoluta si ese tiempo no llega.

Y no, no me digáis que corra y que disfrute, que no mire el crono (...porque ya ni lo miro mientras corro, porque "sin las gafas de serca no veo ná”): yo ya disfruto corriendo; pero es que siempre me pongo unos objetivos antes de cada cursa; para motivarme, no para reventarme. Lo necesito. Del tiempo final que he hecho solo me entero una vez cruzada la alfombra de meta y ya parado (y, la mayoría de las veces, preguntándole al de al lado: ¿qué pone?).
Yo corro por sensaciones y éstas, últimamente, son buenas.

Y el siguiente domingo, el 13... Behobia/San Sebastián en la que será mi cuarta participación. Objetivo: acabarla dignamente.

Comentarios

Entradas populares de este blog

FIGUERES...con "F" de FIESTA !

EGOÍSMO POSITIVO y el JOHANN CRUYFF INSTITUTE

CORRIENDO UNOS METROS CON AMIGOS EN LA MARATÓN DE BCN